2010-12-16

Getxo: municipio por la convivencia



Adjunto mi intervención de ayer en las Jornadas de buenas prácticas de los municipios en materia de educación para la convivencia democrática y los derechos humanos presentando el programa Getxo: municipio por la Convivencia.


"Arratsalde on denoi, eta lehenik eta behin eskerrak eman nahi nizkioke, Juztizia Sailburuordetzaren Giza Eskubideen Zuzendaritzari, jardunaldi hauetan parte hartzeko luzatutako gonbidapenagaitik, eta horrela Elkarbizitza eta Bake Kulturaren esparru honetan, Getxon garatutako ekimenak azaltzeko aukera emateagaitik.

Helburu honi aurre egiteko ere nire alboan Amaia Agirre dokuzue, Amaia (Geuz- Gatazkak eraldatzeko Unibertsitate Zentroaren ordezkari moduan arituko da gaur, hain zuzen ere, eurekin garatu ditugulako, 2005tik gaur egunerarte, bultzatutako ekimen guztiak).

Azken iragarki bat: gure azalpenak gazteleraz izan arren, noski, gero galderei dagokion esparru horretan, norbaitek euskaraz galdetzen badigu, gu prest eta pozik egongo ginateke erantzuteko.

Agradeciendo de antemano a la Dirección de Derechos Humanos del Gobierno Vasco, la invitación cursada para poder exponer hoy aquí y en el contexto de estas interesantes jornadas, nuestra humilde experiencia en torno a los programas impulsados en clave de convivencia y cultura de la paz, quiero también presentaros a Amaia Agirre, que me va a ayudar a completar la fotografía que sobre nuestras experiencias vamos a trasladar hoy.

Amaia, ha trabajado con nosotros en su condición de miembro de GEUZ, Centro Universitario de Transformación de Conflictos, que es la entidad con la que hemos contado para el desarrollo de nuestro programa de paz y convivencia. Ella bajará posteriormente por tanto al detalle de las acciones concretas llevadas a cabo.

En todo caso y con carácter previo, para aquellos/as de udes,. que no conozcan la realidad de nuestro municipio de Getxo, trasladarles que estamos ante una ciudad de 11km2 volcada al mar, en tanto esta ubicada en la misma desembocadura de la ría de Bilbao en el Abra, en su margen derecha, con una población de 83.000 habitantes que la sitúan como la tercera de Bizkaia, detrás de la capital y de Barakaldo y la sexta de Euskal-Herria tras las cuatro capitales de Hegoalde y del propio Barakaldo.

Es una ciudad con un perfil residencial evidente, con una sociología equilibrada, que se caracteriza además por su alta calidad de vida, propiciada por sus buenas comunicaciones, urbanismo amable y sus magníficos paseos y playas.

Centrándonos no obstante en la temática que nos ocupa, es en el año 2004, y fundamentalmente en el 2005, cuando desde el equipo liderado por el entonces Alcalde Iñaki Zarraoa en el que también se encontraba este que les habla, se decide comenzar el camino que conformaría finalmente el programa “Getxo Municipio por la convivencia”.

Según yo lo entiendo, esta decisión inicial responde a la reflexión realizada en relación con la realidad de nuestra sociedad vasca en general y de la getxoztarra en particular. Una realidad que nos traslada la foto de una sociedad moderna ubicada en este siglo XXI, en la que coexisten intereses diversos y contrapuestos en muchos casos y en la que la cultura de la confrontación se encuentra profundamente arraigada.

Una cultura de la confrontación que se expresa en el surgimiento de conflictos de toda índole y en diferentes ámbitos que llegan a degenerar con frecuencia en violencia, rechazo a la diversidad o crispación política , que tendrían su máxima expresión en la violencia de género y en la terrorista evidentemente.

Es por tanto, desde la sensibilidad hacia esta realidad y desde la preocupación, necesidad y la voluntad de actuar sobre la misma, de donde surge la apuesta por la difusión y extensión de la cultura de la paz, entendiendo por tal el conjunto de valores, actitudes, tradiciones, comportamientos y estilo de vida que rechaza la violencia y previene los conflictos.

La apuesta por el impulso de estos programas, se realiza también desde la asunción que el ámbito local o municipal resulta tal vez el más adecuado para el desarrollo de este tipo de políticas en base a la cercanía y contacto directo que con la ciudadanía implica el mismo.

De esta forma en el 2005 se inicia un camino en el que, todavía hoy, estamos transitando conscientes como somos de la necesidad de trabajar a medio y largo plazo.

Un camino realizado en clave participativa y desarrollado en diversas y sucesivas iniciativas de carácter anual que inciden fundamentalmente en la sensibilización y difusión de la cultura de la paz y en la formación o capacitación de colectivos estratégicos para ello. Colectivos que pasan, desde el estamento político municipal, hasta el colectivo infantil, Asociaciones de Padres y madres o los servicios municipales que trabajan cotidianamente con el conflicto como pueden ser la Policía Municipal o los Servicios sociales, por citar algunos ejemplos.

De todo ello hablará más al detalle Amaia, yo finalizo trasladando la reflexión que nos conduce, desde el trabajo realizado y desde la experiencia acumulada, a la conveniencia o necesidad de que esta labor desemboque en la conformación de estructuras o servicios estables que aborden la resolución concreta en clave de mediación de conflictos concretos. Este pareciera debiera ser el siguiente paso lógico en el camino de referencia.

Ahora bien, en este tema topamos con la cuestión presupuestaria o financiera, esto es, ¿quién debe financiar estos servicios? Desde luego y siendo sincero, los Ayuntamiento no estamos en estos momentos en condiciones de hacerlo.

No quiero terminar esta introducción sin hacer mención a los importantes avances que en esta legislatura hemos conseguido en el ámbito del reconocimiento, tanto a las víctimas del terrorismo como a las del franquismo y la guerra civil.

Con sendas declaraciones institucionales aprobadas por la unanimidad de las fuerzas políticas presentes en el Ayuntamiento, este reconocimiento tuvo una primera expresión en la inauguración este verano y en presencia de gran parte de los familiares de las víctimas del terrorismo de Getxo, de la escultura habilitada en la plaza San Ignacio de Algorta en homenaje a las mismas.

De la misma forma, este próximo mes de enero esperamos habilitar igualmente la escultura que, en homenaje a las víctimas de la guerra civil y del franquismo, vamos a ubicar también en un lugar emblemático del municipio, con el consiguiente acto de inauguración.

Finalmente quiero mencionar igualmente la iniciativa “Konpondu” “Iniciativa para la Participación Ciudadana en la Construcción de la Paz”, liderada por el Lehendakari Ibarretxe y gestionada, en clave participativa, por Lokarri en colaboración con la universidad de Columbia, en la que también Getxo tomo parte con la conformación primero en el 2007 y luego en el 2008, de cinco foros municipales en los que tomaron parte 70 vecinos/as con diferentes sensibilidades políticas que trasladaron sus criterios y opiniones sobre la solución al problema de la violencia en Euskadi. Estos criterios fueron compilados, examinados y traducidos a conclusiones en un documento por la citada Universidad con un alto valor político y social a mi modesto entender".


Podeís consultar la presentación con las iniciativas desarrolladas desde el 2005 y más información en el enlace a la web www.getxo.net/bakea.

Seguimos…



Compartir